GARDELATO cultivando para el futuro

ENTREVISTA POR: MIRTA MOJARRO



Hola, bienvenidos, para conocer más de su proyecto, me gustaría que se presentaran.

AG: Soy Jorge Andrés García, director de la empresa familiar Gardelato, empresa dedicada a los forrajes, cereales y producción de berries.

CA: Soy Carlos Anguiano, ingeniero agrónomo y socio de Andrés en el proyecto de Bloom.


¿Están en el agro por tradición o por negocio?

AG: Soy Licenciado en derecho y comencé ejerciendo en el área ambiental, surge la ideade meterme al campo como agricultor y en el 2012 con la motivación de unos amigos nos enfocamos a tecnificar el rancho, gracias a un apoyo gubernamental empezando por un sistema de riego por aspersión para la optimización del agua.


Con el auge de las berries, empecé la búsqueda de información así como las posibilidades de obtener de nuevo un apoyo gubernamental, pues este nuevo reto llevaba consigo una gran inversión inicial. Después de tratar con un asesor que me habían recomendado y de una propuesta riesgosa y costosa para realizarlo en suelo, conozco al Ing. Carlos Anguiano, quien ya contaba con experiencia en berries, y quien me propone producir en un sistema semihidropónico.


Con la propuesta tecnificada del Ing. Carlos en el 2017, obtuve el apoyo y comenzamos con dos hectáreas de berries, de las cuales conseguimos buenos rendimientos, tanto a mi como al Ing. Carlos nos fue grata la sorpresa de que el cultivo se acoplara tan bien a las condiciones climatológicas de la región de Ocotlán.



Con el éxito de estas hectáreas, ¿cuál fue el siguiente paso?

AG: A raíz de malas experiencias con algunos proveedores, quienes me ofrecieron servicios abusivos , surge la idea de asociarnos para formar un despacho que nombramos -Bloom, tu aliado en nutrición-, nuestro objetivo es aprovechar el know-how que nos ha llevado al éxito actual de Gardelato, es decir mayor producción de fruta con un manejo razonable.


CA: Desde mi trabajo anterior, surgió la idea de hacer un manejo biorracional, tanto para el productor como para el medio ambiente, con Gardelato pude comprobarle a Andrés y a nuestros clientes de Bloom.


¿Qué experiencia han tenido al hacer propuestas sustentables?

CA: Es muy difícil cambiarle la mentalidad a un productor, a hacer un manejo biorracional, lo rimero que se les viene a la mente es “va a ser más caro y voy a producir menos”,cuando realmente eso es falso porque vas a gastar menos y vas a producir más, porque hemos logrado un equilibrio comprobado.


Los productores que ya tenemos como parte de Bloom, nosotros lo primero que hacemos es invitarlos al rancho que es nuestra huerta modelo, y se han ido admirados, porque han visto que hemos bajado mucho los costos de infraestructura y manejo y hemos aumentado producción, así es como vamos cambiando la mentalidad.



Sabemos que ustedes han llevado más allá del agua el tema de sustententabilidad , ¿cómo lo han hecho?

AG: Como te comentaba, antes de este proyecto ejercí derecho área ambiental, es una cuestión que conozco bien, así que  sé muy bien sobre impactos que sufre el suelo, el medio ambiente, sobre todo en este tipo de proyectos, ya no es tanto el agua sino también  la fauna y las abejas, por ejemplo.

Nosotros estamos implementando un manejo libre de pesticidas, es un manejo 70%  orgánico y 30% convencional,Nosotros estamos implementando un manejo libre de pesticidas, es un manejo 70%    orgánico y 30% convencional, tratamos de que el químico que se llega a utilizar sea sólo agroquímico de banda verde, que no tiene tanta residualidad,    y sobre todo el otro 70% es orgánico. Estamos hablando de extractos biológicos. Tenemos un manejo por medio del Ing. Carlos realmente sustentable, al final de cuentas esto lo que nos da es ganar en cuanto a la optimización de los recursos naturales que tenemos, porque al final de cuentas si los cuidamos nos va dar más, nos va garantizar una vida más larga del proyecto.


¿Cómo es el manejo de plagas que llevan ustedes?

CA: Para manejar la plaga buscamos un equilibrio entre maléficos y benéficos, si acabamos con los maléficos también tenemos un    impacto que nos merma en producción. Pongamos un ejemplo de una plaga que ubicamos bien en la región, la gallina ciega.


Todos se quejan de que ya tienen gallina ciega en los cultivos, pero realmente antes de que estuvieran nuestros cultivos ahí ellos estaban primero, no podemos llegar y correrlos, porque ellos mantienen un balance en el suelo.


Al ser un insecto saprófito, genera materia orgánica para comer, si nosotros le ayudamos a generar esa materia orgánica con nuestro manejo, le damos alimento y no nos molesta, al contrario nos beneficia porque él sigue generando materia orgánica y  mantiene un balance en el suelo. Es decir, ponemos un toque de materia orgánica, él sabe que lo vamos a seguir haciendo entonces nos mantiene un balance en el sustrato, lo tenemos controlado, lo tenemos contento, y nos da un beneficio de materia orgánica, esto nos ayuda a generar el propio alimento para nuestras plantas, nuestra planta tiene más facilidades para comer, respirar, mejoramos producción y bajamos costos en fertilizantes, entre otras cosas.

Con otras plagas con las que tendríamos que hacer un control químico, en Gardelato y Bloom nos preocupamos por evitarlo, por eso hacemos trampas.


¿Y esto los ha vuelto acreedores a alguna certificación? AG: Gardelato cuenta con la certificación Global G.A.P. que son quienes auditan para exportar a Europa, Asia y Norte América. Somos un campo que está a la vanguardia, y en Ocotlán, Jalisco,  se puede decir que somos los pioneros en las blueberries, y tuvimos buena aceptación porque muchos amigos se interesaron y empezaron a cambiar el chip hacia la agricultura protegida.


Platiquemos un poco de todo lo que pasa después de la cosecha.

En Gardelato no sólo exportamos la calidad Premium, la idea es que nada se desperdicia; por lo que surge en el 2018 el proyecto, Blueberry Jam, el cual consiste en dar valor agregado con la frutilla que no llega a tener los requisitos establecidos para su exportación, transformándola en mermelada, pues abaratarla o tirarla no era una opción para nosotros.

Tirar la fruta implica daños severos, no tanto contra el suelo pues -al final de cuentas- ésta con el tiempo se integraría como materia orgánica, si no que es factor de riesgo de atracción de plagas pues esto generaría el círculo interminable de uso de agroquímicos.

El proyecto de las mermeladas a pesar de ser nuevo ha tenido muy buena recepción. No tiene    conservadores artificiales y es 100% orgánica, pues es libre de pesticidas ya que es la misma frutilla que está certificada, esto hace que el producto te garantice que es de calidad.


El compromiso de Gardelato consiste en seguir siendo una agroempresa sustentable; así mismo, hacerles la invitación a visitarnos a nuestra unidad de producción, ubicado en Ocotlán, Jalisco, Km 2.5, carretera Ocotlán-Tototlán, esto con el fin de que sean testigos de lo dicho y que de la mano con  Gardelato   y Bloom, tu aliado en nutrición, llevarlos a un cambio significativo para sus cultivos.

14 vistas
  • Negro Facebook Icono
  • Negro del icono de Instagram
Contáctanos
Suscribirse